21 mayo 2007

Vida rural & vida urbana

Durante el franquismo se produjo en España un fenómeno migratorio espectacular, tanto del campo a la ciudad, como desde aquí al extranjero. En concreto, los pueblos de la mayoría del país vieron en los años 50 y 60 del siglo pasado a muchas de sus gentes irse a vivir a las grandes ciudades.

En Castilla, la agricultura, la ganadería y el comercio ya no eran suficientes para sostener la economía rural y la mano de obra es absorbida por las industrias y fábricas de la urbe. Este hecho poblacional provocará cambios sustanciales. Los primeros quedarán semidespoblados y algunos de ellos incluso abandonados. En cambio las grandes ciudades conocerán un gran auge, aunque tendrán problemas de masificación y de pérdida de calidad de vida.

En los últimos años se ha vuelto la mirada de nuevo a los pueblos y se intenta recuperar y mejorar sus infraestructuras y su nivel social, laboral y cultural. Por ejemplo, se está fomentando y promocionando el turismo rural. En cualquier caso la sociedad debe profundizar aún más en unos cambios que son necesarios para mejorar nuestra forma de vida. En muchos casos sólo se piensa en los pueblos como sitios de descanso para olvidarse del estrés de las ciudades.

En pueblos como Bernardos juega un papel fundamental la Asociación Cultural y Deportiva, que permite que se puedan realizar actividades como cine, teatro, bailes, fútbol, ..., que de otra manera no serían posibles. Todos deberíamos implicarnos más para seguir en esta línea.

En la actualidad se vive mejor en poblaciones pequeñas y no en sitios como Madrid, donde los agobios son frecuentes. La especulación inmobiliaria, las continuas obras y el tráfico se convierten, a veces, en un hábitat insufrible. Alguien dijo que cuando se encuentre el tesoro se dejarán de hacer agujeros y zanjas y la gente descansará. También se puede interpretar que se trata de salvar obstáculos como preparación para las Olimpiadas. Menos mal que tienen otras compensaciones culturales, artísticas y de ocio.

El problema de fondo de los pueblos sigue siendo la falta de trabajo. Habrá que recurrir a soluciones imaginativas creando empresas aprovechando las riquezas naturales de cada zona, ampliar los niveles educativos, las instalaciones deportivas, etc.

Sería interesante que hubiera más comunicación y más unión entre pueblos cercanos para hacer mayor presión por parte de los ayuntamientos de cara a conseguir que las instituciones autonómicas y estatales fueran sensibles a los problemas rurales y se lograra un aumento en las inversiones.

Esteban Yagüe

Enlaces de interés:

Red Española de Desarrollo Rural
La Red Española de Desarrollo Rural (REDR) es una asociación sin ánimo de lucro constituida en el año 1995 con el objetivo de promover el desarrollo rural en territorio español. La REDR está integrada en la actualidad por 159 Grupos de Acción Local, de los cuales 98 gestionan la Iniciativa Comunitaria LEADER II y 61 el Programa Nacional PRODER.

Célula de Promoción y Animación del Desarrollo Rural
Iniciativas comunitarias de desarrollo rural de la Unión Europea.

Abraza la tierra
Proyecto piloto que quiere ayudar a muchos de los pueblos de España que sufren la despoblación, ¿cómo?, incentivando la creación de nuevas empresas en esas zonas rurales.